Ecologiteca » Manualidades ecológicas » Terrario con frasco de vidrio reciclado

Terrario con frasco de vidrio reciclado


Una cosa que todos tenemos en casa son frascos de vidrio que quedan vacíos después de gastar productos como la mermelada, la mayonesa u otras conservas. Normalmente no podemos pensar en otra cosa que no sea desecharlos, lo cual es una pena debido a lo útiles que siguen siendo, aun después de aprovechar todo su contenido. La verdad es que hay un montón de cosas que se pueden hacer con ellos, pero la que te proponemos el día de hoy además de fácil y divertida, es muy original. Se trata de hacer terrarios ecológicos y muy bonitos para tener en el hogar.

terrario

Lo único que necesitas son los siguientes materiales:

  • Un frasco de vidrio con su tapa
  • Tierra (si es orgánica mucho mejor)
  • Un pulverizador con agua
  • Piedras o conchas marinas, dependiendo de como quieras decorar tu terrario
  • Plantas que quepan dentro del frasco (los brotes funcionan muy bien en este tipo de terrarios)

No olvides preguntar por los cuidados específicos que requiere cada planta que vayas a escoger para tener en tu terrario. Esto es muy importante para que puedas mantenerlas vivas y sobretodo, para que tu frasco luzca lleno de vida. Infórmate muy bien acerca de lo que vas a plantar.

Si ya tienes todo a la mano, entonces no tienes más que seguir las instrucciones a continuación para obtener esta manualidad tan peculiar.

  1. Lo primero que tienes que hacer es lavar el frasco que conseguiste perfectamente, removiendo todo rastro de comida o de conservas que pueda haber dentro de él. Haz lo mismo con la tapa y después ponlos a secar.
  2. Ahora es momento de empezar a armar el terrario. Vas a verter una buena cantidad de tierra en el fondo, lo suficiente como para que puedas colocar bien tus plantas o en todo caso, los brotes que hayas elegido.
  3. A continuación coloca las plantas o brotes, asegurándote de ponerlas bien entre la tierra. Rocía un poco de agua para mantenerlas bien hidratadas desde el primer instante.
  4. Pon las piedras o conchas que hayas recogido entre la tierra y alrededor de tus plantas; distribúyendolas como quieras. Finalmente, lo único que te resta por hacer es cerrar el frasco y tendrás tu terrario listo.

Si quieres darle un toque más original a esta manualidad, siempre puedes incluir cosas para decorar como piedras de colores (tal y como las que venden en los acuarios), cuentas de vidrio, canicas u objetos muy pequeños que no vayan a estorbar a tus plantas y que creas que se vean bien junto a ellas. Procura no exagerar con estos detalles.

Tips para cuidar mejor tu terrario

  • Lo mejor es que lo coloques en un lugar donde pueda recibir la luz del sol, como un ventanal o una terraza. Recuerda que este elemento es muy importante para que las plantas que hayas elegido se mantengan sanas y fuertes.
  • Procura siempre que la tierra esté húmeda. Es primordial para que las plantas siempre tengan bastante agua como para mantenerse verdes. No vayas a excederte al regarlas o podrías terminar por ahogar las raíces. Recuerda, tierra húmeda, no mojada.
  • Cuando riegues tu terrario, fíjate que algunas gotas se vean en la superficie del vidrio. De esta forma cuando se hayan secado, te podrás dar cuenta con mayor facilidad de cuando necesitas volver a regarlo de nuevo.

Ahora que sabes como puedes reciclar los frascos de vidrio que te sobran, no dudes en aprovechar varios de ellos para llenar tu casa de vida con terrarios en miniatura. Ya viste que son muy fáciles de hacer y podrían ser el elemento perfecto para darle un toque ecológico a tu decoración.


Crecemos gracias a ti, comparte :)



Antes de irte, déjanos tu opinión :)