Ecologiteca » Curiosidades » Ventajas de vivir en el campo

Ventajas de vivir en el campo


Muchas veces se ha comparado la vida en el campo con la de la ciudad, concediendo generalmente, mayor importancia a esta última por todos los lugares y facilidades que en ella se pueden encontrar. No obstante, esto no es motivo para menospreciar la vida en sitios más alejados y naturales. De hecho habitar en las afueras es algo que también puede resultar muy beneficioso para personas de todas las edades. Si estás dudando acerca de si es así, entonces tal vez debas echarle un vistazo a todas las ventajas que te comentamos el día de hoy para que te convenzas.

campo

  • El aire está totalmente limpio. No hay nada como respirar el aire puro del campo, especialmente si has estado en una ciudad con mucha concentración de vehículos y gente. Las diferencias entre un sitio y otro se sienten casi de inmediato. Y es que la contaminación existente en las ciudades, a la larga, puede conllevar algunos perjuicios para la salud. No por nada, los campesinos tienen menos dificultades respiratorias.
  • Puedes dormir mejor por las noches. Una de las cosas bonitas que tienen los espacios abiertos como la campiña, es que por las noches todo es más tranquilo. No tienes que preocuparte por el ruido de los autos o el proveniente de las otras casas, y usualmente tampoco por las luces de la calle. El ambiente es perfecto para descansar profundamente.
  • Tienes la posibilidad de alimentarte de una manera mucho más natural. Uno de los principales beneficios del campo, es que tienes a la mano alimentos que no serán procesados, como los huevos, las frutas y los vegetales. Esto es muy bueno para el organismo, por no mencionar que puede ser incluso más económico que hacer las compras en un supermercado.
  • Se vive con más tranquilidad. En el campo la vida transcurre con menos prisas, a diferencia de lo aceleraras que son las cosas en la ciudad. Estar en un lugar tranquilo y rodeado por la naturaleza te invita a relajarte y también hace que te des cuenta de porque es importante tener un tiempo para ti, sin ceder al estrés o el apuro por hacer ciertas tareas.
  • Hace que estés en contacto con la naturaleza. A veces solemos olvidarnos de lo bueno que puede ser admirar un paisaje natural, lleno de flores y hasta de animales. Está comprobado que espacios como los que están afuera de las ciudades, son buenos para combatir la ansiedad e incluso la depresión.
  • Te da la oportunidad de adquirir hábitos más saludables. Tales como salir a caminar al aire libre, correr o nadar. Es muy accesible hacer todo esto en zonas rurales. El aire puro desintoxica tu organismo y el césped y la vegetación del campo, logran que te sientas mejor tanto anímica como mentalmente.
  • Puedes llevar un estilo de vida más autosuficiente. ¿Cómo es esto? Pues que es más sencillo que empieces a cultivar un huerto propio o incluso críes a ciertos animales, haciéndote cargo de tu alimentación. También podrías darte cuenta, una vez que te acostumbras a vivir en la campiña, de que en realidad las comodidades de la ciudad no te son tan indispensables.

Estar en el campo no es en absoluto tan terrible como muchas personas piensan. Teniendo cubiertas las necesidades básicas, como alimentación y viviendo, puede ser de lo más placentero. Como otro punto positivo, se puede observar que generalmente la gente del campo es mucho más abierta y que se respira mayor seguridad; a comparación de ciertos sucesos que pueden ocurrir en las ciudades, como los asaltos, los accidentes de tránsito y los robos.

¿Te animarías a vivir en las afueras?


Crecemos gracias a ti, comparte :)



Antes de irte, déjanos tu opinión :)